Interesante

Cómo cuidar una planta de mimosa

Cómo cuidar una planta de mimosa

La Mimosa pudica, también conocida como Planta Sensible, Touch-Me-Not y Humble Plant, es una planta fascinante con hojas parecidas a helechos que se cierran cuando se tocan, lo que hace que los tallos de las hojas se caigan. Cuando se deja sola, las hojas y los tallos de la planta se vuelven a abrir, lo que demora unos 30 minutos. Se cree que este proceso es un mecanismo de defensa contra los animales que se comen las hojas. Este nativo brasileño se cultiva típicamente como una cubierta vegetal anual que produce flores rosadas, esponjosas y en forma de bola en el verano. Cuidar una planta de Mimosa es fácil si tiene el suelo, la luz y el fertilizante adecuados.

Seleccione un área que reciba sol moderado durante el día. Mimosa pudica necesita pleno sol o sombra parcial para prosperar. Si cultiva en interiores, coloque su planta de Mimosa frente a una ventana panorámica grande para que reciba exposición solar indirecta.

  • La Mimosa pudica, también conocida como Planta Sensible, Touch-Me-Not y Humble Plant, es una planta fascinante con hojas parecidas a helechos que se cierran cuando se tocan, lo que hace que los tallos de las hojas se caigan.

Cultive su planta de Mimosa en un clima cálido con temperaturas ideales alrededor de 65 grados F a 80 grados F.Las plantas de Mimosa son sensibles a las heladas y no sobrevivirán durante el invierno a menos que las temperaturas invernales no bajen de los 65 grados F. Si se enfrían demasiado, las hojas y los tallos de la planta se volverán amarillos. Sobrevivirán al invierno en interiores si se mantienen en la humedad adecuada. Para hacer esto, rocíe la planta semanalmente con una botella de spray.

Cultive Mimosa pudica en un suelo rico y con buen drenaje para evitar la pudrición de la raíz. Si es necesario, modifique el suelo antes de plantar agregando turba y compost; mezclar bien. Use una mezcla de suelo de dos partes de turba a dos partes de marga y una parte de arena o perlita, según PlantoftheWeek.org.

Riegue Mimosa pudica después de que se seque la pulgada superior del suelo, pero no deje que la planta se seque tanto que comience a marchitarse. Tenga cuidado de evitar regar en exceso; el suelo no debe estar saturado.

  • Cultiva tu planta de Mimosa en un clima cálido con temperaturas ideales alrededor de 65 grados F a 80 grados F. Si se enfrían demasiado, las hojas y los tallos de la planta se volverán amarillos.
  • Riegue Mimosa pudica después de que se seque la pulgada superior del suelo, pero no deje que la planta se seque tanto que comience a marchitarse.

Fertilice semanalmente durante la temporada de crecimiento, desde finales de la primavera hasta el verano. Use un alimento para tomates para obtener mejores resultados, de lo contrario, un fertilizante con alto contenido de potasio funcionará bien. Diluya el fertilizante a la mitad de la concentración recomendada en la etiqueta, según PlantoftheWeek.org. Durante el invierno, fertilice mensualmente.

Cuando trasplante la planta de Mimosa, puede parecer alarmantemente caída, pero debería recuperarse rápidamente.

La Mimosa florece mejor cuando las raíces están confinadas en un espacio relativamente pequeño.


Ver el vídeo: Cuidados y características de la Mimosa sensitiva (Enero 2022).